Cesta de recuerdos

5 01 2011

De Tarik a Isabel

van lustros de memoria

que como la Torre de Babel

tiene una sola historia.

De los que narran y trovan son muchos

los que conjuran el destino,

incluyendo chascos y cuentos truchos

y errando del buen camino.

De un proyecto de imperio

que tantos hubo antaño

nos quedamos con el agravio

de saber quién hizo daño.

¿Qué culpa tendrá el mestizaje

de haber podido entrever

la fecundidad de un anclaje

entre tres culturas de Saber?

Los que vivieron esos viejos tiempos

seguro que no comprenderán

que seamos tan fieros y hambrientos

de venganza y furioso ademán.

Ellos compartían una tierra

con mezquitas, sinagogas e iglesias.

No se envolvían en la guerra

sino por señoríos y famas necias.

¡Cuántas cunas de amor vieron nacer

los hijos del libro de Dios

que ofrecían un tierno renacer

a un nuevo pueblo sin voz!

Triste de nosotros que no supimos

Sacar de la cesta de recuerdos

mas que los pobres y pésimos mimos

de las guerras entre moros y cristianos.

Abdeslam Baraka. Ex Ministro y Embajador de Marruecos

Rabat 4 de enero de 2011.

Anuncios