Depardieu y los impuestos

19 12 2012

1261468132_850215_0000000000_sumario_normalEn pleno debate social, político y policial sobre evasores fiscales y defraudadores, ha surgido una noticia en el Pais vecino que no conviene mezclar ni confundir con el asunto de los golfos insolidarios que tienen cuentas no declaradas en Suiza o blanquean dinero con ayuda de algún chino.
Me estoy refiriendo al caso de Gèrard Depardieu que ha decidido trasladar su residencia a un pueblecito belga a 10 kilómetros de Francia, para pagar menos impuestos. En sus 45 años de carrera como actor ha pagado más de 145 millones de euros a la Hacienda de su país y ahora le anuncian una nueva presión fiscal. Su decisión de irse de Francia ha merecido el insulto del primer ministro que le ha llamado “ser despreciable” y esto ha hecho que el aludido haya devuelto su pasaporte diciendo que no le interesa ser francés con un gobierno como el de François Hollande.
Depardieu , como cualquier buen actor es un histrión y las exageraciones forman parte de su manera de expresarse , pero su gesto es una llamada de atención contra la voracidad recaudatoria de los gobiernos. En España al menos no es legal poner impuestos confiscatorios, porque la gente trabaja y merece poder disponer de la mayor parte de su remuneración para hacer con ella lo que le venga en gana, porque lo contrario sería trabajar como esclavos para el Estado, pero en algunos países los gobiernos fríen a impuestos a sus ciudadanos, con retención de más del 75 por ciento y luego dilapidan esos recursos en asuntos innecesarios.
Colaborar con la Hacienda es un deber ciudadano pero administrar bien los dineros que los gobernantes nos quitan de nuestros bolsillos es una obligación de los políticos.
¿Alguien se ha preguntado qué cantidad de nuestros impuestos van directamente a cubrir sueldos, sinecuras y privilegios de nuestros políticos? Gérad Depadieu no es un evasor fiscal y quienes les critican en muchos casos tienen cuentas en Suiza, porque cosas así no la hacen solo los de CiU.

Anuncios




a por ellos, señor ministro

14 12 2012

1353608093001Falciani-detalle-galeriac4 A veces los ministros tienen buenas ideas y Montoro,en este caso y sin que sirva de precedente, ha tenido una muy oportuna. Ha anunciado que el Ministerio de Hacienda está estudiando reformar la legislación para poder hacer públicos los datos identificativos de los mayores defraudadores y morosos de España.
En relación a esta iniciativa se me ocurren, al menos, dos ideas.
En cuando a los grandes defraudadores y evasores de capital, si los conoce el gobierno ¿ por qué no les ha metido mano fiscal y legalmente ya? Me parece bien que publique sus nombres, pero si no tienen vergüenza es muy probable que no les importe que se sepa quienes son. Lo que más les puede molestar a estos personajes insolidarios es que les impongan una multa, les regularicen a la fuerza y que les condenen a prisión . Así que, señor Montoro, a por ellos, que usted los conoce porque tiene la información contenida en la lista Falciani, con los nombres de esos defraudadores con cuentas en Suiza.
El tal Hervé Falciani, para quien no lo recuerde, es un informático francoitaliano que copió 130.000 cuentas de supuestos defraudadores, mientras trabajó en la sede suiza del HSBC, y que en la actualidad está en prisión en España porque Suiza ha pedido su extradición “por revelación de secreto bancario”. Existe un movimiento en favor de su liberación, porque lo contrario significaría hacer un gesto a favor de los paraísos fiscales que tanto critican algunos con la boca pequeña. Francia y Alemania ya han pillado a muchos de sus evasores gracias a esta lista.
En cuanto a los morosos no hace falta que publique la lista porque es la propia Administración Pública la que incumple la ley aprobada en el Parlamento que obliga al Estado Central, Comunidades Autónomas y Ayuntamientos (que son los principales morosos) a pagar sus deudas en un plazo máximo de 90 días. En el mejor de los casos pagan sus deudas a los 300 días, cuando algunas empresas ya han cerrado porque no aguantaban más.
Así que a hablar menos y a cumplir lo prometido.





acuerdos de conveniencia

13 12 2012

photo_1355173285960-4-0La gente cree que la justicia consiste en descubrir la verdad y declarar inocente o culpable a la persona acusada de haber cometido algún delito, pero quienes piensan así es que han visto pocas películas americanas.
En los Estados Unidos los abogados son especialistas en llegar a acuerdos entre las partes para conseguir que los casos de sus defendidos nunca lleguen a ser juzgados en un Tribunal, porque así el Estado se ahorra dinero y las víctimas eligen hasta donde llega su reparación o su sed de venganza. Es una forma de entender los litigios, aunque yo opino que no es un método moralmente aceptable para hacer que se cumpla la ley.
No quiero decir con esto que en España lo hagamos mejor, porque aquí la justicia con frecuencia es un cachondeo y unos justificables tienen más posibilidades de salir mejor parados que otros,pero como el caso al que me refiero se sitúa en Los Estados Unidos, allá voy.
Seis millones de dólares han sido suficientes para que Nafissatou Diallo, la camarera del hotel ede Nueva York en el que supuestamente fue violada por Dominique Strauss Kahn, retire la demanda que le interpuso por esa agresión sexual. El obseso ex director general del Fondo Monetario Internacional paga por no tener que regresar a los Estados Unidos y así puede seguir haciendo de las suyas en Francia, y la ex trabajadora guineana ha resuelto su futuro haciendo como que no ocurrió nada en su reciente pasado.
Es cierto que ella, en las únicas declaraciones que se le conocen, le dijo a una periodista que quería que su agresor fuese a la cárcel “para que sepa que hay lugares donde no se puede usar ni el poder ni el dinero “, con lo que acreditaba que no tenía ni idea de lo que un personaje poderoso y adinerado puede conseguir en prisión, pero sus abogados la han convencido de lo rentable que puede resultar perdonar a un violador acaudalado.
Con este acuerdo ambas partes quedan satisfechas y la justicia maltrecha.
En Francia saben que DSK es un abusador adicto al sexo, pero también sospechan que la camarera Diallo fue un fácil señuelo en el que el impresentable ex político francés caería, y asi lo ha publicado la prensa gala.
Yo no me he alegrado nunca de las desgracias ajenas, pero si alguien ha dudado alguna vez que los ricos lloran menos y les van mejor que a los pobres cuando delinquen, que se frote los ojos y abra bien los oídos, porque estaba equivocado.





el regreso de berlusconi

9 12 2012

Silvio-berlusconiItalia es una excepción en el mapa europeo, y aunque a veces pensamos que estamos peor que ellos no es cierto porque aquí al menos no tenemos a Berlusconi.
La verdad es que no consuela que nuestros chanchullos y corruptelas sean menores que en la tierra de Rómulo, pero lo importante es que allí todo lo revisten de aparentes buenas maneras, diseñan a la perfección hasta sus golfadas, ocultan sus problemas económicos, mantienen los sueldos más altos de los parlamentarios de toda Europa en plena crisis y son capaces de convivir con la mafia ya sea pagana o religiosa.
Italia es pura belleza dentro de su propio caos y a día de hoy perviven analistas que aun no han llegado a comprender cómo un país así ha sobrevivido desde Mussolini a nuestros días.
Su sentido dramático y tragicómico hace que sean capaces de compatibilizar sus propias contradicciones. Dicho lo cual, para que no queden dudas, me gusta la gente de ese país, aunque no comprendo del todo a sus políticos.
A lo largo de su reciente historia posterior a la segunda guerra mundial han tenido de todo entre la camada de sus representantes públicos, porque desde los socialistas a los democristianos no ha habido ninguno significativo que no pasara por una imputación o por el banquillo de un tribunal, pero el caso de Berlusconi es un tema aparte.
Los anteriores dirigentes políticos sometidos a sospecha de irregularidades, corrupción y relaciones con la mafia, fueron más discretos o menos escandalosos que il cavaliere, pero Silvio Berlusconi es la imagen más repugnante del abusador en el sentido más amplio del término.
Ha anunciado que se presentará nuevamente como candidato a la Presidencia del gobierno, ha provocado una crisis institucional y ha hecho que el primer ministro Monti anuncie que dimite después de que se aprueben los presupuestos del estado para el próximo año.
La lista de sus delitos juzgados algunos y sentenciados también, aunque recurridos, es tan extensa que en cualquier sitio seria inimaginable que no estuviese inhabilitado para ejercer un cargo público, pero Italia…es Italia.





defraudar es de pobres

3 12 2012

banca suizaAyer escuché esta frase (“defraudar es cosa de pobres”)  a un inspector de Hacienda que explicaba en el programa ·”Salvados” que si se acabase con el fraude de las grandes empresas y de la economía sumergida, España arreglaría su problema de déficit y no tendría necesidad de ir al mercado de la deuda secundaria.

Hoy ha acabado el  plazo de la tan denostada amnistía fiscal y, según las informaciones de las que disponemos,  los grandes evasores y defraudadores no han respondido como el ministerio de Hacienda esperaba. No han sido muchos los que han regularizado su situación acogiéndose al pago del 10% de sanción de la cantidad defraudada, pero en cambio sí ha habido un número significativo de rentas afloradas que a partir de ahora cotizarán a Hacienda.

Esto último parece ser que se debe a que la banca suiza y también la de Andorra han advertido a sus clientes españoles por carta que, para continuar operando con ellos con normalidad, deberán justificarles que están al día con Hacienda, es decir, que en estos días se han acogido o a la Declaración Tributaria Especial (DTE) o han regularizado voluntariamente sus cuentas opacas.

Luego están los que sin hacer ningún tipo de arquitectura financiera porque no saben hacerlo ni tienen medios,  no declaran a Hacienda, hacen facturas sin IVA o cobran en negro,   y unos y otros consideran que defraudar es cosa de listillos en vez de delincuentes, y yo creo que si ellos pagasen los demás estaríamos sometidos a una menor presión fiscal y habría dinero para  no tener que hacer recortes y poder atender  las necesidades sociales.

En algunos países como en los Estados Unidos al que pillan defraudando al fisco se le cae el pelo en la cárcel porque los delitos fiscales y financieros se consideran muy graves  y de eso supo mucho  Al capone o a Bernand Madoff. En cambio aquí en España los que roban dinero público no lo devuelven e incluso se atreven a negociar condiciones para hacerlo a medias.

Definitivamente… defraudar es cosa de pobres.





franquismo sociológico

22 11 2012

Dicen, los que al parecer entienden de estas cosas, que publicar informaciones que supuestamente implican a Artur Mas y a Jordi Pujol en prácticas corruptas puede reforzar la mayoría electoral  de Convergencia i Unió en las elecciones del próximo domingo, y yo digo que si es así ¡”bendita sea la Moreneta!”

Si los periodistas renunciásemos  a contar noticias porque pueden tener un efecto no deseado por alguien, estaríamos cometiendo un grave error además de incumplir con la elemental obligación de informar sin autocensura.

Hablar de este asunto, como todos los temas de corrupción que afectan o han afectado al PP, al PSOE y a cualquier otra formación política,  es una cuestión de higiene democrática y más aun cuando desde los medios catalanes se cuidan muy mucho de no molestar al partido que les financia en época de crisis.

Lo del oasis catalán no es una metáfora. Allí nunca ocurre nada que pueda molestar al poder político, porque como decía un amigo mío, “cuando te pregunta que qué pasa, tú respondes que no pasa nada, y… si pasa, se le saluda”.

Sobrevivir a contracorriente es muy duro y es comprensible que la gente se acoja a la respiración asistida para no asfixiarse, salvo que saque la cabeza y respire aire no subvencionado.

Javier Nart, que apoya a Ciudadanos, ha dicho que en Cataluña existe un franquismo sociológico, porque en la época del dictador cuando había manifestaciones antifranquistas el régimen decía que eran protestas anti españolas, como ocurre ahora con las críticas al Presidente de la Generalitat. No es normal que el partido político que lidera la Generalidad y que va a ganar las elecciones tenga su sede social embargada por el caso Palau. Es una cosa inaudita y aquí no pasa absolutamente nada”.

Mientras tanto La Vanguardia apoya a veces el silencio y a veces el jaleo. La pela es la pela y ser “grande de España” no significa nada porque que te den un título no supone  que seas merecedor de él





va fan culo

3 11 2012

Oriol Pujol, hijo del que en su día fue el honorable Presidente de la Generalitat, ha dicho que los socialistas catalanes y ellos tienen una relación sodomita, que para que lo entiendan los de la LOGSE significa que con frecuencia se dan por el culo, políticamente hablando.
Esto no ha gustado nada a los del PSC y uno de sus portavoces le ha respondido que “esas declaraciones no pasan la ITV”, en referencia clara a una de las golfadas que se le atribuyen al vástago de la saga que, como su santa madre La Ferrusola y algún otro miembro de la familia, han sabido sacar provecho económico de diferentes negocios, y en este caso a la trama corrupta de las adjudicaciones de establecimientos de inspección de vehículos al que Hacienda lo vincula.
En Cataluña hay temas que se conocen y no se mientan, porque en materia de corrupciones primero está salvar la imagen de quienes se envuelven en la señera, y si no que se lo pregunten a Pascual Maragall cuando le echó en cara a Artur Mas que su partido cobrara un 3% de todas las obras que autorizaba la Generalitat, y luego rectificó.
La historia de los dirigentes de Convergencia i Unió está salpicada de escándalos económicos que con frecuencia solo tienen eco en la prensa de fuera de Cataluña, porque en aquellos pagos no se perdona que haya quienes dejen de adorar al borrego de turno. Por eso no me extraña que Oriol Pujol califique de sodomita la relación que tienen con los socialistas, porque si además de distanciarse de ellos en la cuestión de la independencia las recuerdan sus prácticas corruptas, es que están cruzando la linea roja.
La política tiene mucho que ver con fastidiar al contrario, no solo porque a los que compiten por conseguir el poder les va la vida en ello, sino también porque los que se dedican a este oficio necesitan, como el comer, comprobar que a sus oponentes las cosas no les funcionan.
Es cierto que cuando llega el momento de defender sus privilegios de casta, coinciden todos – al margen de ideologias – en hacer una piña para salvar los muebles, pero salvo en esas ocasiones no hay discurso o declaracion pública en la que no se descalifiquen unos a otros en la convicción de que solo señalando las vergüenzas del oponente se obtiene rédito electoral, y eso a veces ayuda a que el personal se entere de lo que perpetran sus gobernantes.